Virginia: una visión capital

Hemil García Linares Publicado 2018-01-06 02:04:52

 

Virginia, a diferencia de Chicago, no tiene una tradición literaria en español extensa ni de larga data. Cuando se publicó la antología Se habla español, Voces latinas en USA (Fuguet-Paz-Soldán, 2000) su presentación en Chicago generó incomodidad en la comunidad literaria local, por el hecho de que algunos autores no residían en Estados Unidos e incluso el chileno Fuguet era un ave (o un escritor) de paso, ya que estudiaba una maestría en Iowa. Tras la cuestionada antología fue inevitable no formularme interrogantes que quedaron sin respuestas:

¿Por qué no existen talleres literarios o grupos de narrativa en Virginia? ¿Por qué no contamos con un festival del libro hispano si la comunidad latina es vasta y asiste masivamente a otros festivales? ¿Habrá al menos cinco autores en Virginia para formar una comunidad literaria? ¿Podríamos soñar con una comunidad literaria que cuestione una antología tal como ocurrió en Chicago?

A inicios del milenio contacté a algunos diarios conocidos del área con el fin de preguntar si deseaban reseñas de libros, pero la respuesta fue similar: no hay público para eso.

El año 2007 al no hallar un taller de escritura creativa en español me vi forzado a tomar clases de Creative Writing en una universidad local y escribí mis primeros cuentos en inglés.

El 2009 luego de publicar mi primer libro y presentarlo en Virginia conocí por medio del internet la poeta Natalia Gómez Linares de Grand Valley State University cuya ayuda fue primordial para crecer como autor. Casi en paralelo el maestro Víctor Fuentes de la universidad de California en Santa Bárbara me escribió por internet e iniciamos una gran amistad. En el 2010 alterné con los poetas Alberto Ambroggio y el 2011 con Eugenia Muñoz Molano de Virginia Commonwealth University, hoy una mentora y amiga incondicional. Ambos son autores de Virginia. Ese mismo año conocí al autor Alfredo del Arroyo, también de Virginia. Sentí un poco de esperanza, aunque éramos un universo muy pequeño.


1er Festival del Libro Hispano de Virginia. Foto Cortesía de Hemil García Linares

El 2010 el profesor Rei Berroa de la universidad George Mason, quien luego sería mi maestro y director de mi tesis en dicha casa de estudios, me comentó que organizaba un festival solo de poesía.

En conversaciones por separado con Muñoz Molano y Berroa les comenté que sería bueno hacer una antología en español y estaban de acuerdo, pero que eso requería mucho tiempo.

El 2012 me animé a hacer una antología llamada Raíces Latinas en la que reuní entre a autores como Natalia Gómez Linares, Eugenia Muñoz Molano, Fernando Olszanski, Rei Berroa, Alberto Ambroggio, Martivon Galindo, entre otros.

Casi había transcurrido una década desde que se generaron mis preguntas literarias sin respuestas, pero algo me llevó a la conclusión que para lograr una comunidad, talleres, festivales había que crearlos generando espacios y asumiendo el liderazgo.

Hoy gracias a que tenemos un mundo cada vez más virtual, más autores han salido de su exilio en soledad.

El 2014 la novel autora Marina Carvalho me contacta gracias al internet y me pide hacer un taller de narrativa, algo que ella había estado buscando sin éxito (al igual que yo en el año 2007) durante años.

Entonces casi confirmé con alegría que existían escritores en Virginia, y seguro en Maryland o Washington DC, buscando un lugar al cual pertenecer. No estábamos solos.

Tras algunas lecturas locales y reuniones con autores estos últimos dos años surgió la idea de crear un festival del libro, el mismo que por fortuna vio la luz en abril de 2017. Al primer Festival del libro hispano de Virginia acudieron autores locales como Alfredo del Arroyo, Martha Urbina, Marina Carvalho, Santiago Távara y Eugenia Muñoz Milano. Asimismo, nos visitaron los escritores Roger Santibáñez (Pennsylvania), Fernando Olszanski (Chicago), Khedija Ghadoum (Georgia). En el festival se hizo un homenaje a la querida poeta Natalia Gómez Linares fallecida en octubre de 2016 y para lo cual invitamos especialmente a su esposo, el músico Rob Mulligan.

El 2018 el Festival del libro hispano de Virginia reunirá a más de veinte autores contando con dos autores internacionales: Alberto Chimal (México) y Aurora Vélez (España-Francia).

Hemos hallado a otros autores en Virginia y tenido incluso la fortuna de hallar la librería Walls of Books de nuestra amiga Karen Coca que apoya lecturas de autores locales, recibe los libros de los autores hispanos.

Mi percepción es la siguiente: Chicago posee una atmósfera ideal para los autores hispanos pues allá existen editoriales como Ars Communis y revistas como Contratiempo, El BeiSMan, sin contar que hay una larga lista de autores como Juana Goergen, Franky Piña, Fernando Olszanski, Carolina Herrera, Fermina Ponce, solo por mencionar algunos.

Hoy en Virginia, Maryland y DC se está gestando una comunidad literaria también, incipiente de alguna manera, pero que mira a Chicago, no como el único lugar donde ocurren eventos literarios en español, sino como a un hermano/a mayor del cual podemos aprender conservando nuestra propia identidad y coexistiendo con los autores chicaguenses para que puedan escuchar desde Virginia, el clamor y el eco de nuestra voz literaria. 


Organizadores e invitado al 1er Festival del Libro Hispano de Virginia. Foto Cortesía de Hemil García Linares

Otras lecturas relacionadas

La producción literaria en español en Estados Unidos

Miami 2017: Aeropuerto de muchas postales

Columbus: una usina creativa

Las Carolinas: una historia de constancia, de literatura y algo más

El New Latino Boom en los Estados Unidos

Comentarios



De interés

Blogs

Cool2ra

Trans/Tocando el binarismo de género

Antonio E. del Toro - 2018-05-22

Erotismo, Libertad y otros Diablos

Tanya Victoria - 2018-05-09

‘33 to Nothing’ en el teatro A Red Orchid

Antonio E. del Toro - 2018-05-09

Caribe Clásico celebra la música de Puerto Rico y Latinoamérica

Carolina A. Herrera - 2018-05-05

Files

Find Us On Facebook